Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2011

La piscina de la USTB (科大游泳馆)

Imagen
Esta semana me he lanzado a la piscina. Literalmente.

Desde que estoy en China, hacer cosas que jamás había hecho parece estar a la orden del día. Aquí, Lara se va transformando poco a poco en Ge Lan 葛兰, una chica que come fruta todos los días, se hace 6 kilómetros en bici solo para comprar pan, practica con el Erhu y merienda chou doufu 臭豆腐 (el tofu apestoso) con sus amigos. Pues bien, como iba diciendo, esta semana Ge Lan ha dado un paso más hacia Oriente y se ha hecho miembro de la piscina de la universidad, que se encuentra dentro del Gimnasio Olímpico de la USTB.

Los que me conocéis ya sabéis que mi relación con el agua es un tanto especial. A ver, vayamos por partes, ¡que dicho así parece que es que no me lavo! El caso es que soy un poco hipocondríaca, especialmente en lo que a contacto con la gente se refiere, así que me cuido mucho de tocar y de que me toquen-rocen-respirencercamiren... Cuando alguien estornuda, contengo la respiración; si estornuda dos veces, me cambio de ace…

¡Excursión a comprar instrumentos musicales! (乐器)

Imagen
¡Hola de nuevo, queridos amigos!
Lamento no poder escribir con más frecuencia en el blog, pero entre los estudios y mi reciente y, francamente, desconcertante vida social, solo me queda el fin de semana para poner mis pensamientos en orden y comunicarme con el mundo. Así que, más o menos, esa será la periodicidad de mis publicaciones, para que os hagáis una idea.



Esta semana he hecho bastantes cosas interesantes; no morir montando en bici es una de ellas, por supuesto, pero hay otras de mayor enjundia. Supongo que, como es natural, los que no vivís en China no sabréis que la semana que viene es fiesta: del 1 al 5 de octubre tiene lugar la celebración de la Fiesta Nacional, que conmemora el establecimiento de la República y el nacimiento de "la Nueva China" [1 de octubre de 1949]. Esto se traduce en que tenemos una semana de vacaciones y, por ende, una batalla campal por ver quién consigue un billete de tren o de autobús para irse de turismo (¿podéis imaginaros una melée de …

«¡Un poco más barato!», regateando en el mercadillo (便宜点儿吧!)

Imagen
Vivir en China es barato. ¡Corrección! Vivir en China es EXTREMADAMENTE barato.
Como bien sabéis, ahora mismo yo resido en la capital del país, lo cual hace que aquí, inevitablemente, los precios estén más altos que en otras ciudades de China, o que en las poblaciones rurales. Bueno, pues, aún así, cualquier español podría vivir perfectamente en esta ciudad cobrando una mensualidad de 600 euros, y ya viviría muy acomodadamente.

Por ejemplo, yo me he hecho un presupuesto de 1000 yuanes (poco más de 100 euros) al mes, para ver si se puede vivir con ese dinero, y en lo que llevo de mes he gastado más o menos la mitad. Por suerte, mi beca es de 1400 yuanes mensuales y, aparte, en el primer mes nos dan otros 1500 yuanes en concepto de gastos de instalación y otros trámites administrativos que hemos tenido que adornar con billetes. Eso hace que, en estos momentos, en este país, ¡sea rica! Dejando mi situación económica a un lado, allá van unos cuantos ejemplos prácticos para que os hagáis …

La comida en China: ¡qué cosa más rica! (中餐)

Imagen
Hoy voy a hablaros un poco de la comida en china. No llevo aquí ni dos semanas, pero me atrevo a hacer, sin ningún género de duda, las siguientes afirmaciones matizadas:

Afirmación: se come muy bien;Afirmación: está muy buena;Matiz: si tienes dinero.
A ver, vayamos por partes. Debemos partir de la base de que, para los estándares occidentales, aquí la comida no es cara. Los precios en restaurante oscilan entre los 15元 que puede costar un plato de tallarines, un bol de sopa o un menú del McDonalds, hasta los 119元 que hay que pagar por medio pato laqueado en el famoso restaurante Quanjude 全聚德. O sea, entre 1,60€ y 13,20€, respectivamente. Pero claro, si tenemos en cuenta mi estatus de estudiante sin ingresos, tengo que andarme con ojo, por barata que sea la comida. No me malinterpretéis, ¡no estoy en la miseria! Vengo bien pertrechada de casa, mi madre se encargó bien de ello. Pero la residencia de la USTB, para empezar, parece un hospital robado, y hay que equiparla hasta con las cosas m…

El transporte público en Pekín: intentando no morir (公共交通)

Imagen
¡Buenos días desde Pekín!
Son las 7 de la mañana y, como no tengo nada mejor que hacer antes de irme a la calle a hacer el laowai, voy a tomarme un ratito para escribir una entrada que se complementa con un video chorra que he hecho sobre el metro de Pekín (id al final del artículo para verlo).

Como ya adelanté nada más tener conexión, Pekín es ENORME. Ejemplo práctico: solo mi distrito, Haidian 海淀, tiene 6 veces el tamaño de la ciudad de Granada... Lo cual se traduce en unos 432 km2, aproximadamente. Claro, se puede ir andando. Antiguamente, la gente iba andando a todas partes, y de hecho yo fui andando a la estación de metro más próxima a mi universidad el otro día, que está a 1,5 km de la puerta sur del campus. Pero, si tenemos prisa, dolor de pies, sentido común, aprehensión al gargajo pequiinés, o todas las anteriores juntas, lo mejor es subirse en un autobús para llegar a nuestro destino, o combinar autobús y metro ya que, como diría el famoso libro El chino de hoy, 这儿的交通很方便, el t…